[Sábado] Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Para organizarnos en nuestras salidas.
Comparte este tema:

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Sab May 04, 2019 10:59 pm

Muy bien Pascual!!!
La semana que viene te encargas tú de la ruta ;)
(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Sab May 04, 2019 11:35 pm

FotoImagen

Enviado desde mi Redmi Note 6 Pro mediante Tapatalk
(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Dom May 05, 2019 7:04 pm

Para ver el álbum de fotos, pinchar el siguiente enlace:
Fotos de Arturo:
https://www.facebook.com/photo.php?fbid ... ater&ifg=1
(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Dom May 05, 2019 7:09 pm

(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Dom May 05, 2019 7:11 pm

(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Valetix » Lun May 06, 2019 12:43 pm

RUTA 04/05/2019
Muel, La Muela , Zaragoza.

“Yo envié mis naves a luchar contra los hombres, no contra tempestades.”. Felipe II.

Sabíamos de antemano que iba a hacer viento, Luisete y sus reportes metereológicos lo habían anunciado y tampoco hacía falta ser un lumbreras para darse cuenta que llevábamos días de aire, por tanto la tónica no parecía que fuera a cambiar. Comenzamos pues la jornada quedando en la Fuente de la Junquera donde, como dice muy acertadamente Pascual, nos juntamos once “estalentaos” con ganas de conocer nuevos caminos y recibir nuestra dosis de castigo. Arrancamos hacia Muel, ruta sobradamente conocida, es más, hay quien sostiene que con quinientas visitas te nombran hijo pródigo y te regalan unos Levis. El grupo marchaba relajado, recibiendo viento de costado y cruzándonos esporádicamente con algún que otro ciclista, José H andaba rezagado aportando apoyo y compañía a los que andaban al final del pelotón. Recorrimos esos kilómetros sin dificultad e hicimos nuestra primera parada a los pies de esas bonitas cascadas del parque de Muel donde realizamos alguna foto y poco más.

Subimos hasta la iglesia del nombrado parque y atravesamos un trecho del pueblo para hallar nuevos caminos , al menos para mí. Cambiamos de dirección por tanto , encarándonos hacia nuestro siguiente objetivo, subir a las planas de la Muela. Aquello fue automático, enfilar nuevo rumbo y recibir un aire tremendo de cara. La marcha por tanto se ralentizó, pero todavía estábamos frescos ya que la llegada hasta allí había sido casi un regalo. A lo lejos pudimos otear unas lomas con aerogeneradores en su cima y nosotros mientras , decididos y abnegados, enfilamos hacia allí.

Aprecié, en el costado de estos montes, una subida inclinada, grande, prolongada, de esas que dan miedo solo de verlas, me angustió un poco el echo de pensar que esa era la ruta por donde ascenderíamos y , tristemente, no me equivoqué. Atacamos la subida. Tengo que decir que guardo en mí sentimientos contrapuestos, por una parte la subida es un aliciente ya que (y cito textualmente) como dijo José H , aquí es donde se forjan las personas. Se que es necesaria esta dosis de castigo, este esfuerzo, para estar mejor, para estar más fuerte, para mejorar. Siempre he dicho que si haces rutas de jubilado marcharás como un jubilado y si las haces de campeón marcharas como campeón, pero si por una parte está en mi deseo realizar estos retos, por otra no dejo de reconocer que resultan incómodos en días como este ya que , a parte de la subida, hay que luchar continuamente con el viento.

Como no podía ser de otra manera los más fuertes coronaron enseguida , mientras, los menos, luchaban contra los elementos , la cuesta y ellos mismos empujón tras empujón, palmo a palmo. Si bien el suelo se encontraba en unas condiciones excelentes la inclinación en algunos tramos (sobre todo en la parte final) era más que considerable. Cerca de mi David , pedaleando encorvado , iba dándolo todo y en un punto , cerca ya de la cima, echó pie a tierra. Resulta que su nueva Cube tenía desajustado el cambio y no le entraban los piñones más grandes, en concreto no podía acceder a las tres últimas velocidades. Que coraje el de este hombre, haber llegado hasta allí, estar tan a punto de coronar y no conseguirlo por un problema técnico, por otra parte qué fuerza en sus piernas para subirla en un desarrollo a todas luces inadecuado. Yo me encontraba también a escasos metros de la cima, dos o tres nada más, y no se bien que ocurrió, los compañeros que iban observándome y dándome ánimos dijeron que toqué una piedra, yo francamente no lo se, pero mi bicicleta se torció de rumbo y tuve que poner pie en el suelo. Ahora bien, no me rendí, enseguida José H apareció a mi lado y me dijo que no montara allí porque podría caer hacia atrás. Lo más seguro es que viera en mi cara algún signo de resolución porque enseguida le dije que de eso nada, volví a montar y , tras un pequeño empujón de nuestro líder, coroné la cuesta. Enseguida llegó Miguelón, su cara mostraba claramente sufrimiento, estaba pasando lo suyo, pero no se rendía tampoco. Coronamos a los pies de un “molinete” y , tras recuperar el aliento , continuamos por las planas de la Muela.

El terreno allí es desolado, no hay un solo refugio, nada que te pueda salvar de aquel viento horrible mientras pedaleábamos. El grupo se disgregó un poco, la mayor parte de nosotros marchaba delante, en un pelotón compacto, dándose apoyo y resguardándose mutuamente del aire, yo incapaz de seguir su ritmo, iba quedando rezagado, metro a metro , pero sin perderlos de vista, por lo tanto conseguí de nuevo marchar solo, en tierra de nadie, por detrás alguno de nosotros , más lentos, pero como he dicho en otras ocasiones, aquí nadie se rinde, aquí nadie queda solo. En un momento dado y tras varios kilómetros en solitario ( un par o tres que se hicieron eternos) viendo los aerogeneradores girar como locos, potentes, emitiendo su sordo zumbido mecánico. Nuestro líder me alcanzó, me dijo que me había visto rodar solo y que no se me ocurriera hacer eso, que mejor esperáramos a Miguelon y a Luisete, recibí el responso y acaté sus órdenes. Nos alcanzaron los mencionados y seguimos hasta donde el resto se hallaban refugiados del maldito viento.

Continuamos azotados por esa fuerza invisible, resulta incómodo ya que parece que te estén tocando , empujando sin descanso, que algún dios guasón desee que entre tus propósitos no esté hoy acabar la ruta . Descendimos la muela de forma vertiginosa, un regalo a nuestros cuerpos ya castigados, Pascual llamó a la prudencia en esta zona, que no nos confiáramos que las caídas bajando pueden ser peligrosas. Encaminamos pues hacia Plaza, en algún punto tuvimos que saltarnos el track ya que el terreno estaba... “no tan bueno”, pero por lo menos seguíamos bajando, el viento seguía achuchándonos, haciendo que nuestras bicis se inclinaran sobremanera para compensar aquel empuje. En Plaza unas calles por aquí, unas calles por allí y llegamos al canal. Donde ya se rodaba sin problemas. Me había quedado sin agua hacía un montón de tiempo y no deseaba otra cosa que llegar al parque de Valdefierro para llenar allí mi bidón, falta de previsión por mi parte , pero no deseaba marchar este día con el peso extra que supone la camel bag. En distintos puntos de este recorrido fuimos despidiéndonos, la hora no era ya prudente . Nos quedamos sin cerveza esta vez, pero con la sensación de nuevo de tener los deberes hechos.

Decirte, estimado lector , que la ruta me gustó, es rodadora y la subida maravillosa, eso si, para un día sin Cierzo, no me importaría repetirla en mejores condiciones. La mayoría del tiempo es llana y , como dice Vicente “ me gusta llanear para encontrar nuevas subidas”. Un día más compartido con buenas personas, un día más con el trabajo cumplido, un día más Btt Zaragoza y ,como siempre, en especial El Ritmo lo Marca el Último.

Muchas gracias por tu tiempo.

V.
Valetix
 
Mensajes: 129
Registrado: Mié Nov 08, 2017 3:28 am

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor DSBazan » Lun May 06, 2019 4:00 pm

Es cierto lo de los levis? Buenísima crónica Vale. Como siempre da gusto y espero con ansia tu crónica.

Enviado desde mi Danone con cuerda mediante Tapatalk
"quítate esa grip de atrás y ponte una maxxis ikon tr... que iras más rápido" (Paulo Coelho)
Avatar de Usuario
DSBazan
 
Mensajes: 56
Registrado: Mié Dic 06, 2017 8:23 pm

Re: Ruta 04-05-2019 (El ritmo lo marca el último)

Notapor Jose H » Lun May 06, 2019 4:11 pm

¡He disfrutado muchísimo leyéndolo tu crónica! ;)
(El ritmo lo marca el último)
Avatar de Usuario
Jose H
 
Mensajes: 1681
Registrado: Mar Oct 19, 2010 8:30 pm

Publicidad


Anterior

Volver a Quedadas - BTT



¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados

cron